Seleccionar página

Con la llegada del invierno debemos de aprovechar al máximo todas las horas de luz. Tener una vivienda bien iluminada será de lo más necesario para poder conciliar mejor el sueño, darnos una mayor cantidad de vitamina D y ayudarnos en nuestro estado anímico. Realizar reformas en Córdoba para poder tener un menor gasto de energía.

Distribución de la casa

Hay que saber potenciar aquellos espacios que necesitan una mayor cantidad de luz. Una buena solución es acabar con aquellos obstáculos que interrumpen el paso de la luz natural a otras zonas más oscuras. También hay que cambiar la distribución de los muebles, por lo que te aconsejamos que descartes los muebles altos y recurrir a mesas de cristal.

El color de las paredes

Es muy importante combinar bien los colores para que pueda favorecer a la luz natural. Los suelos y las paredes deben ser de colores claros como pueden hacer blancos, neutros y pasteles. Son mucho mejores los suelos blancos para que puedan reflejar la luminosidad.

Puertas y ventanas

Son las ideales para poder aprovechar el paso de la luz natural hacia el exterior o interior del hogar. Deben de ser lo más amplias posibles, aunque tengan una ubicación idónea para captar la luz. En caso de no poder modificarla podrías pintar los marcos blancos.

Las puertas correderas son un fantástico truco para poder aumentar la luz que tenemos en la vivienda. En caso de que no se utilicen este tipo de puertas, otra opción son las abatibles de cristal o colores claros.

 Cortinas ligeras

Las cortinas, los estoles o los visillos son un complemento importante para la luminosidad. Los profesionales de Laocoonte te ayudarán a que puedas disfrutar de una vivienda con mucha luz. En el caso de que sean unas cortinas demasiado opacas será mucho más difícil que pase la luz.

Please follow and like us:
icon Follow en US